Telecabinas médicas portátiles

Telecabinas médicas portátiles

La telemedicina avanza a grandes pasos aunque su implantación es desigual dependiendo de cada país. En España aún estamos asimilado que los profesionales médicos nos puedan atender a través del móvil sin la necesidad de tener que desplazarnos a su consulta, mientras que en Estados Unidos ya dan la bienvenida a las cabinas médicas portátiles.

Estos centros médicos, en formato fotomatón, están ubicados en plena calle y han sido desarrollados por la empresa OnMed con el objetivo de descongestionar las urgencias, atender imprevistos y posibilitar la atención médica en las zonas aisladas.

Para garantizar la seguridad de la estación médica portátil, la cabina está insonorizada y no tiene ventanas que den al exterior. Asimismo, entre consulta y consulta, una luz ultravioleta esteriliza el aire y todos los objetos que hay en su interior.

Al entrar en la estación, un cerrojo cierra la puerta automáticamente y la cabina se conecta con un médico colegiado residente en esa zona geográfica. Para que el usuario tenga la certeza de que quien está al otro lado es un especialista real, puede visualizar las credenciales que confirman la identidad del doctor en la pantalla, mientras que el paciente se identifica por reconocimiento facial en 3D.

Dentro, la cabina dispone de una cámara de alta resolución y un micrófono que posibilitan la comunicación con el doctor y, lo más importante, unos sensores que permiten al especialista pasar consulta sin la necesidad de estar en la misma habitación que su paciente. Así, puede medir la presión arterial, temperatura, fondo de ojos, ritmo cardíaco, peso, altura, saturación de oxígeno en sangre etc. La estación también dispone de una cámara termal que detecta zonas del cuerpo con más o menos calor y que ayudan a determinar las posibles infecciones.

Al finalizar el diagnóstico, los usuarios pueden obtener las medicinas necesarias para su tratamiento en la propia cabina. Un robot dispensa estos fármacos ubicados en una caja fuerte que alberga aproximadamente unos 100 tipos de fármacos (los más comunes). No obstante, si el medicamento no se encuentra entre ellos, el medico elabora una receta para comprar el producto en una farmacia.

Las telecabinas médicas portátiles para consultas remotas parece que se implantarán antes de finales de año a colegios, grandes empresas, aeropuertos y hoteles estadounidense. Un avance en telemedicina que se suma a los cajeros que dispensan medicamentos y que ya están disponibles en Sudáfrica.

¿Llegarán a España en un futuro cercano las cabinas médicas portátiles y los cajeros de fármacos?

Comparte este post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *